Lürssen Fuel Cell yacht
//

Lürssen instala la primera pila de combustible

Lürssen está construyendo su primer yate con tecnología de pilas de combustible para un cliente innovador y tecnológico. La pila de combustible se sitúa junto a los generadores convencionales y es un gran paso hacia la fabricación de un yate Lürssen de cero emisiones. Esta innovadora tecnología permite fondear y permanecer con cero emisiones durante 15 días o navegar 1000 millas a baja velocidad.

«Mi abuelo construyó el primer barco a motor del mundo en 1886, mi sueño es ser el primero en construir un yate sin motor de combustión», dice Peter Lürssen.

Lürssen Fuel Cell yacht 2

Al mismo tiempo, Lürssen está creando un laboratorio de innovación para simular y probar la integración y el funcionamiento de un sistema marino híbrido de pila de combustible a bordo de un yate impulsado por metanol.

Desde 2005, Lürssen participa en proyectos de investigación destinados a utilizar pilas de combustible en los barcos para avanzar en la construcción de embarcaciones sostenibles. «No sólo queremos utilizar la última tecnología en nuestro yate: queremos avanzar en el statu quo. Y para cambiar eso, hay que ser proactivo. Por eso hemos trabajado con una serie de socios de alto nivel», dice Peter Lürssen.

Lürssen es socio del proyecto de investigación nacional denominado Pa-X-ell desde 2009. Además de Lürssen, los otros socios son: Besecke, Carnival Maritime, DLR, DNV, EPEA, Freudenberg y Meyer Werft. El objetivo es desarrollar y probar un sistema energético híbrido con una nueva generación de pilas de combustible PEM para yates y barcos de pasajeros de alta mar.

El Dr. Justus Reinke, director general de Lürssen, afirma: «El laboratorio de innovación estará listo en el verano de 2021 y, en condiciones ambientales reales y con todos los sistemas auxiliares necesarios, consideramos esta planta de demostración como la preparación final para llevar con éxito las pilas de combustible a bordo de un yate. Sin duda, nos acercará un poco más a un yate Lürssen sin emisiones de CO2».

Lürssen Fuel Cell Innovation Lab

Lürssen se ha comprometido a establecer una asociación estratégica con Freudenberg, uno de los principales expertos en pilas de combustible en el ámbito marítimo, un grupo tecnológico mundial con aproximadamente 48.000 empleados en 60 países. Peter Lürssen dice: «Con Freudenberg tenemos un socio fuerte a nuestro lado. Ambos tenemos el objetivo de llevar las pilas de combustible a bordo de los barcos en un futuro próximo y revolucionar el sistema de energía y propulsión de los yates».
Claus Moehlenkamp, director general de Freudenberg Sealing Technologies. «Estamos encantados de establecer una asociación a largo plazo con Lürssen, el astillero líder y más innovador del sector de los superyates. Juntos marcaremos la pauta de la movilidad sostenible y de cero emisiones para los yates».

Fuel Cell Stack

El concepto de Lürssen y Freudenberg es una pila de combustible alimentada por hidrógeno que se regenera continuamente a partir de metanol. Se eligió el metanol en lugar del hidrógeno elemental por su mayor densidad energética, su sencillez de manejo y su fácil disponibilidad en todo el mundo. Y lo que es más importante, el metanol puede almacenarse en tanques estructurales en el doble fondo de un yate, a diferencia del hidrógeno presurizado o licuado, que requiere un valioso espacio por encima de la parte superior del tanque y amplias estructuras de depósito.

El Dr. Manfred Stefener, Director del Centro Principal de Sistemas de Pilas de Combustible de Freudenberg Sealing Technologies, explica: «Basándonos en nuestro amplio conocimiento de los sistemas de pilas de combustible y la generación de hidrógeno mediante el reformado de metanol, en conexión con la probada experiencia de Freudenberg en la industrialización, estamos comprometidos con las soluciones innovadoras de energía y propulsión para la industria naval. Estamos encantados de contar con Lürssen como socio para llevar la combinación de las ya maduras pilas de combustible de electrolito de polímero (PEMFC) a un proceso eficiente de conversión de metanol en hidrógeno en el primer yate del mundo».

El metanol es un importante material de base para la industria química y desde hace décadas es una opción para utilizarlo como combustible limpio. Cuando se produce a partir de fuentes renovables, como la captura de CO2 de la atmósfera, el metanol es completamente neutro para el clima. Peter Lürssen comenta: «Debido a la baja capacidad dinámica de las pilas de combustible, la disposición del sistema y la combinación con otros convertidores y acumuladores de energía es la clave del éxito de un sistema de alimentación con pilas de combustible. El yate, actualmente en construcción, podrá permanecer más de 15 días fondeado con energía nocturna de cero emisiones. Y también puede alcanzar más de 1.000 millas de autonomía en navegación lenta con cero emisiones».

Gracias a su construcción modular, el sistema de pila de combustible de metanol puede adaptarse a un yate a medida para minimizar los requisitos de espacio y coste y mantener la eficiencia total del sistema lo más alta posible. Las pilas de combustible casi no producen ruido ni vibraciones, necesitan poco mantenimiento y son más eficientes que los motores diésel.
Pero las emisiones más importantes, como los óxidos de nitrógeno, los óxidos de azufre, el hollín e incluso el CO2, pueden evitarse utilizando metanol verde.

This article is also available in: English Italiano Русский